Mes: febrero 2020

La calle, hogar y campo de batalla

Karen Ortega-Víctor Hugo Ornelas/Guadalajara

Hay personas a quienes las circunstancias las han arrojado a vivir una vida diferente a la del resto de la población, sus caminos han tomado rutas que como destino han encontrado las calles de la ciudad, un espacio que se ha convertido en su hogar, su refugio y en ocasiones, un punto de conflicto.

La gente en situación de calle protagoniza acontecimientos que en ocasiones pasan por alto para los demás o simplemente se pierden entre la jungla de asfalto y sus problemas, pelear por una esquina reconfortante, una banqueta con algún techo que pueda servir de resguardo o el combate por llegar primero a un cesto de basura para revisar los residuos y rescatar aquello que resulte provechoso, son rutina para quienes sobreviven lejos de un hogar.

En ocasiones solitarios, rara vez en parejas o grupos, algunos con la compañía de un perro, estas personas deambulan por la ciudad como fantasmas que son ignorados por el grueso de la población que aparta la vista y comprime las fosas nasales cuando pasan junto a ellos.

Sin embargo, en días recientes se ha roto la línea invisible que parecía mantener cierta distancia entre ambos, cuando el pasado 27 de enero un indigente de aproximadamente 27 años de edad, atacó con una piedra a un padre de familia que esperaba a su hijo a las afueras de la escuela primaria No.19 “Niños Héroes” ubicada en la calle Reforma, a escasos pasos de la “Casa de los Perros”, dicho suceso ocasiono la pérdida del ojo izquierdo de la víctima.

El caso más reciente de agresión, sucedió hace unos días, cuando un estudiante de primer ingreso de la Escuela de Artes de la Universidad de Guadalajara recibiera un golpe con un tubo en el rostro, acto que dejó como consecuencia una fractura en la mandíbula del joven, además de causarle una lesión en el tímpano provocándole sordera, al parecer temporal, esto fue determinado por médicos del Hospital Ayala del IMSS, quienes mencionaron que su recuperación total tardará aproximadamente 6 meses.

El estudiante, caminaba por el Parque Rojo cuando un sujeto de aspecto indigente se acercó y le causó la lesión, sin embargo tuvo que regresar hasta su escuela ubicada en la calle Belén 120 a pedir ayuda, ya que la policía de Guadalajara jamás apareció en el lugar del incidente.

El alumno de licenciatura de la UdeG aseguró que acudirá a levantar la respectiva denuncia para que su caso pueda tener seguimiento y las autoridades actúen ante esta situación, aunque poder identificar al agresor parece una labor poco sencilla.

El Centro Histórico se ha convertido en el lugar preferido para estas personas y aunque el Gobierno Municipal les ha ofrecido trasladarlos a albergues para recibir ayuda, muchos de ellos se han negado a recibirla.

A lo largo de las principales calles del corazón de Guadalajara se pueden observar en mayor número a hombres, hay también algunas mujeres, se les ve caminando en círculos por un perímetro, acostados o ocasiones pidiendo limosna.

La peatonalización del Paseo Alcalde parece haber hecho más evidente la presencia de indigentes en el centro de la ciudad, muchos de ellos no son agresivos y apenas interactuan con otras personas, otros, por sus conductas o condición mental podrían ser considerados como de riesgo, no obstante, los días pasan, se convierten en semanas, meses, años y ellos siguen ahí, son parte de Guadalajara, una parte oscura y desalentadora, son evidencia de que existe una brecha en la impartición de justicia social y son prueba física de que no todos tenemos las mismas oportunidades.

En un cuadrante conformado por las Avenidas Jesús García, Calzada Independencia, Enrique Díaz de León y Juárez se obtuvo la siguiente información:

Hombres48
Mujeres9
Acostado en vía pública durante el día13
Lesionados11
Con Mochila16
Carrito de súper5
Con perro4
Con recolección de cartones o desechos inorgánicos5
Datos recolectados durante tres días

Ruta Franciscana, vestigio colonial de Tlajomulco

Además de su arquitectura en estilo barroco, su trayecto ofrece una gran cantidad de cultura e historia

Alejandra Paredes/Tlajomulco

Como un tesoro de arquitectónico, cultural e histórico, el Municipio de Tlajomulco de Zúñiga, cuenta con un conjunto de templos y capillas de hospital, los cuales son resguardados por sus delegaciones bajo el nombre de la Ruta Franciscana.

Estos templos y capillas, fueron construidos entre los siglos XVll y XVlll, por los franciscanos, durante la conquista espiritual al pueblo natural de Tlajomulco, mediante el sincretismo, es decir, ocultar a una religión con otra, en este caso la católica.

La Ruta Franciscana, fue edificada en lugares como San Agustín, Santa Anita, Santa Cruz de las Flores, San Sebastián, la Cabecera Municipal, Cajititlán, San Juan y San Lucas Evangelista,  con la llegada de Fray Alonso Ponce en 1587 al territorio tlajomulca.

“Todas fueron construidas en material pobre y eran capillas abiertas, cuando se empiezan a construir, los naturales empiezan a intervenir con su mano de obra, a través del tiempo dejan prestigios hispánicos, lo que muestra qué era lo que adoraban ellos”, mencionó el cronista municipal, José Luis Rodríguez.

Posteriormente con la llegada de las Leyes de Reforma, las cuales fueron decretadas por el entonces Presidente Benito Juárez, estas iglesias comenzaron a quedarse sin dinero para aliviar a los enfermos y auxiliar a los enfermos, ya que los bienes que poseían fueron repartidos al pueblo.

Las iglesias por la falta de recursos económicos, comenzaron a desaparecer, así como también a perder la extensión de tierra con la que contaban, ya que poseían dimensiones de tierra que unía a las capillas con los templos, con cementerios, en lo que hoy se conoce como plazas principales.

“Viendo hacia donde sale el sol, se construye la iglesia de indios y hacia donde se mete el este astro, la iglesia de feligresía y lo que queda al centro son los cementerios o tierra santa. Para 1800 desaparece este tipo de espacios por el fuerte brote de la viruela”

La iglesia de San Sebastián, al igual que la de Santa Cruz de las Flores, quedaron totalmente en ruinas, hasta que se reconstruyeron; estos símbolos de religión, se regían por un tipo de administración indígena conocida como Cofradía. Actualmente el Templo del Hospital, ubicado en la cabecera, es el único que continúa funcionando de esta forma en toda la república.

Para conocer el resto de la Ruta Franciscana, que fue construida por los Monjes Franciscanos desde California hasta Guatemala, no te pierdas las siguientes publicaciones de este semanario.

DATOS

La Ruta:

Capilla de Nuestra Señora del Refugio

Parroquia de Nuestra Señora de la Soledad

Templo de la Santa Cruz

La Capilla del Hospital

Parroquia de San Antonio de Padua

El Templo de San Juan Evangelista

El Templo de San Lucas Evangelista

El Templo de Cuexcomatitlán

La Basílica de los Santos Reyes

El Santuario de Guadalupe

Cabalgando al fracaso

Víctor Hugo Ornelas/Tlajomulco

Quienes aseguran que el gobierno municipal de Tlajomulco con su actual administración no va hacia ninguna parte, están equivocados, en realidad nos han demostrado que si tiene una ruta, que está muy bien trazada y su destino es bastante claro: el fracaso.

En la última década, Tlajomulco acaparó el protagonismo en el Área Metropolitana de Guadalajara en diferentes ámbitos, principalmente por su creciente densidad poblacional y desarrollo urbano, además, se convirtió en el epicentro de un movimiento político que hoy es primera fuerza en la entidad.

Sin embargo, lo anterior se ha ido diluyendo, a poco más de un año de que Salvador Zamora asumiera el cargo como alcalde, los pasos que ha dado la demarcación han sido en retroceso, incluso al interior de la agrupación política, pues en ese lapso de tiempo se ha fracturado la estructura emecista y se ha reducido el nivel de aceptación del partido naranja en la localidad. Ahora, el protagonismo del municipio en la ciudad es por la violencia, inseguridad, corrupción y carencia de servicios públicos.

Los números que se pueden encontrar en el propio portal de transparencia del gobierno municipal no podrían ser mejor reflejo del caos administrativo que impera en Tlajomulco, las últimas dos administraciones mantuvieron la plantilla laboral en un estimado de 3 mil 900 empleados con un gasto de 55 millones de pesos mensuales para el pago de sus honorarios. Para el mes de enero del presente año el número se incrementó a 4 mil 579 trabajadores, mientras que el pago mensual de salarios reflejó un gasto de 71 millones de pesos.

El incremento en la plantilla laboral no se refleja en la operación del municipio, no se puede ver en el mantenimiento de vialidades, jardines o espacios públicos y eso se debe a que muchos de esos nuevos puestos son administrativos, es decir, solamente saturan oficinas, claro ejemplo es el archivo municipal, donde la plantilla laboral apenas llega a los 15 empleados y de ellos, uno es director, cuatro son jefes y uno supervisor.

En Tlajomulco se confunde la fortaleza y firmeza con el autoritarismo, los empleados municipales se desempeñan bajo constante acoso laboral, hay amenazas y se les amedrenta, se les cuestionan sus comentarios y se monitorea su actividad en redes sociales, pero el doble discurso dice que viven preocupados por el respeto de los derechos humanos.

Al ciudadano no se le resuelve nada y de manera irónica quienes se llevan las malas caras y los reclamos de la gente son los servidores públicos que menos ganan y más trabajan. La molestia generalizada se pretende contrarrestar con anuncios publicitarios en redes sociales de supuestos logros que no son más que obligaciones municipales menores, ninguna que pueda catalogarse como algo que prevalecerá en la posteridad.

Si pudiéramos enumerar los logros del alcalde en la actual administración reduciríamos la lista a comer tamales con simpatizantes políticos el día de la candelaria, ganar un premio por engorda de ganado y organizar unas cabalgatas, con “amigos”, tal como él mismo lo publicó, en los tres casos, dudo mucho que se trate de temas que le importen y le aporten a los ciudadanos. Fuera de ello sus anuncios han estado vacíos, políticas públicas sin seguimiento, infructuosas y maquilladas.

La imagen del presidente municipal luce desgastada y débil, al menos por el momento no podría compararse con Enrique Alfaro, Ismael del Toro o Alberto Uribe, se ha devaluado a tal grado que personas como el secretario Omar Cervantes o la regidora Isabel Palos piensan que pueden llegar a ocupar dicho cargo y ya se anotan para candidatos, cuando el primero en mención parece habérsele olvidado que no ha hecho otra cosa más allá de servir y adular a quienes han sido sus jefes desde que llegó al municipio para así ganarse el lugar que hoy ostenta.

En tanto que la regidora, bueno, farsante es una palabra adecuada para alguien que busca sacar provecho personal en cada paso que da mientras engaña a la gente al decir que trabaja sin parar durante el día y noche, pero se dedica únicamente a levantar reportes para mantener un capital político, a crecer sus negocios personales y hacer oídos sordos en temas importantes durante las sesiones del pleno.

Si existiera una verdadera oposición en el municipio ya habrían hecho pedazos al actual gobierno, un gobierno que no hace mas que «nadar de muertito» y que parece vivir al día, un gobierno que para guardar las apariencias habla de que buscará una “reelección” pero que en el fondo saben que su realidad no les alcanza para poder asomar la cara en el siguiente proceso, un gobierno que comenzó el “año de Hidalgo” desde el primer año de mandato y que de seguir como hasta hoy, lo único que podremos esperar, serán cosas peores.

El ánimo es algo personal.

Alberto Reveles

Hablar del ánimo personal es de hablar muchas cosas, la Real Academia Española señala que el ánimo es: a) Alma o espíritu en cuanto es principio de la actividad humana; b) Valor, esfuerzo, energía; c) Intención, voluntad; d) Atención o pensamiento. De todo lo anterior, solo se atenderá al inciso c).

Autores mencionan que el ser humano con desanimo puede perder los ánimos, por ejemplo, Francisco González en su libro No tengas miedo, una persona desanimada representa una persona desalmada, sin motivos para vivir. Suena algo exagerado el termino sin embargo al que habitualmente se asocia es al estado de no tener la intención o voluntad de hacer tal o cual cosa.

Aquello que de pronto nos motiva se va, se desvanece y luego parece que nadie tiene la voluntad de conseguir algo más que lo común o lo habitual. A continuación, te compartiré algunos consejos que enlista el citado autor para recuperar ese ánimo:

  1. Debes relacionarte con la gente indicada. Esas personas se podrían describir a personas positivas a la vida, en todos los aspectos, laborales, familiares, sociales, personales, etc. Además, que otra característica de esas personas es que tiene una fe muy buena y eso te impulsará a buscar nuevos objetivos o simplemente a seguir adelante.
  2. Debes decir las palabras correctas. En este punto se sugiere que siempre decretes las acciones a realizar, olvídate de todo lo negativo que puedas referir para tus propios objetivos y, por el contrario, di en voz alta todo aquello que quieres que pase.
  3. Perdona y pide perdón. Ser culpable toda la vida es causa directa de desánimo, por lo que debes dejar de lado tus errores y los de los demás que se encuentran en tu entorno o son parte de tus actividades diarias. Perdonar asegura que recuperaras la confianza y la fe en las personas y en las acciones futuras.
  4. Ten los pensamientos correctos. Transforma todos tus pensamientos en parte de lo que quieres lograr iniciando siempre contando con lo positivo que ya posees y te rodea.
  5. Toma las decisiones correctas. La recomendación es que si son nuevas te apoyes de la inteligencia, corazón y razón; si ya has vivido algo relacionado a esta decisión entonces considera las experiencias pasadas.
  6. Actúa con determinación. Cuando elijes la acción no dudes, no tengas miedo, si no sucede todo lo que esperabas seguramente lograrás algo, sino cuando menos quedará la experiencia para renovar acciones y mejorar la toma de decisiones.
  7. Realiza una actividad de tu agrado. Por último, se recomienda que lleves a cabo una actividad que fortalezca tu cuerpo, tu alma y tu mente. Hacer ejercicio cumple con algunas características, la relajación y el esparcimiento por mencionar unas más.

Pon en práctica estas recomendaciones y veras como aparece de nuevo ese ánimo que a diario se ve desgastado por múltiples causas. Enfoca toda tu energía diaria aquello que más te motiva y seguro notaras la diferencia en tu entorno, veras que hay mucha gente que pareciera que la vida es perfecta para ellos y luego aprecias que solo es cuestión de actitud.

Preparatoria de Tlajomulco, 25 años y más

Daniel H. Sánchez/Tlajomulco

La Preparatoria de Tlajomulco cumplió 25 años, motivo por el cual se realizaron diversos eventos conmemorativos. En ellos se reconoció la importancia que esta institución ha tenido para la comunidad al egresar a más de 50 generaciones de estudiantes desde que se oficializó.

Sin embargo, la historia es mucho más añeja…  Desde 1983, algunos padres de familia del municipio sumaron esfuerzos y lograron fundar una preparatoria por cooperación, misma que pasado un tiempo, se incorporó a la Universidad de Guadalajara. Los primeros bachilleres tomaron clases en un aula de la secundaria “Gregorio Torres Quintero” y los padres pagaban a los docentes.

La escuela en aquel entonces tuvo un enfoque técnico-agropecuario. Cabe mencionar que algunos padres con preparación académica colaboraban como profesores.

En 1995 se oficializó, siendo su primer director el maestro Juan Manuel Soto García. En el año 2008 se abrió el módulo de Cajititlán (que desde 1994 había nacido con el esquema de cooperación), posteriormente inició sus actividades la sede de San Agustín.

Ante la petición de muchos adultos de continuar estudiando, en el 2002 se incorporó el bachillerato semiescolarizado. Este comenzó con clases sabatinas, pero más tarde, ante la creciente demanda, se amplió la oferta y se modificó el sistema.       

 En el 2013 se instituyó el BGAI que hasta la fecha funciona como un bachillerato en línea con asesorías personalizadas para los alumnos.

Por último, abrió sus puertas el módulo de El Zapote, el cual ofrece educación a los habitantes de una de las zonas más alejadas de la cabecera municipal.

A más de 25 años de su oficialización se han egresado numerosas generaciones de ciudadanos, muchos de los cuales han continuado estudiando en el nivel superior, fortaleciendo a Tlajomulco con sus actividades profesionales.

Actualmente, su director el doctor José Manuel Delgadillo Pulido y su equipo, integrado por académicos y administrativos, trabajan por lograr mejores resultados para todos los jóvenes tlajomulquenses. 

¡Qué no termine la euforia!

A pesar de que hace más de una semana fuera la premiación de los Oscars 2020, aún puedes disfrutar de las películas ganadoras.

Alejandra Paredes/Guadalajara

Mucha gente disfruta de los deportes y los grandes eventos como los finales de liga o el Super Bowl, pero para los amantes del cine, el domingo en que se entregan las estatuillas de La Academia es importantísimo.

Si durante el año no tuviste tiempo de ver las películas nominadas y ganadoras de los Oscar, acá te pasamos una lista en la cual puedes verlas para que no pierdas la oportunidad de disfrutarlas.

**Parásitos:**

Comenzamos esta lista con película ganadora de la noche, al llevarse 4 Oscars por Mejor Película, Mejor Director, Mejor Película Extranjera y Mejor Guion Original, dirigida por Bong Joon-Ho.

Además de que es una película que logró romper con la barrera del lenguaje, tiene una historia diferente, pero que al mismo tiempo es reconocida, al ser una crítica al capitalismo en el que vivimos.

Aún puedes ver esta cinta en diferentes pantallas de cine, ya que aún se encuentra en cartelera. Aquí te compartimos el trailer de esta cinta: 

**Jojo Rabbit:**

No pierdas la oportunidad de ver la cinta Jojo Rabbit en la pantalla grande, ya que esta comedia dramática estadounidense sigue en cartelera. Además, fue ganadora de Mejor Guion Adaptado, así como recibió también varias nominaciones a los Globos de Oro como Mejor Película y Mejor Actor – comedia o musical.

En esta cinta, el pequeño «Jojo» Betzler, vive en la Alemania nazi durante las últimas etapas de la Segunda Guerra Mundial junto a su madre y su amigo imaginario, una versión burlona de Adolf Hitler. Acá te compartimos el tráiler:

**Mujercitas:**

De la famosa y aclamada novela de la escritora estadounidense Louisa May Alcott, llegó al cine «Little Women» o en español, «Mujercitas». Esta cinta del 2019 obtuvo seis nominaciones, de las cuales obtuvo Mejor Diseño de Vestuario, sigue en la pantalla grande.

Aquí te dejamos el tráiler: 

**Judy:**

Sin duda un imperdible por su gran actuación, misma que se ve reflejada en el Oscar que se llevó Renée Zellweger como mejor actriz, Judy es una cinta que debes aprovechar antes de que se vaya de cartelera.

Esta cinta es un drama autobiográfico de la actriz y cantante Judy Garland. La película se enfoca al último año de vida de Judy, quien tuvo una vida completamente difícil y disciplinada tras aparecer en El Mago de Oz.

Te compartimos el tráiler de Judy:

**El Faro:**

El Faro es una cinta que tienes que ir corriendo a verla en cines, ya que es de las cintas que tienen menos pantallas, pero que definitivamente no te debes de perder.

La cinta es protagonizada por Willem Dafoe y Robert Pattinson, quienes interpretan a dos fareros que comienzan a perder la cordura cuando una tormenta los deja aislados en una remota isla de Nueva Inglaterra.

Te dejamos el tráiler de esta cinta de terror psicológico: 

**Disfrútalas desde tu casa:**

Mientras tanto, puedes disfrutar de “El Irlandés”, “Historia de un matrimonio” “Klaus”, “I lost my body”, “Los dos papas”, “American Factory”, “Al filo de la democracia” y “Life overtakes me” en plataformas de streaming.  

DERECHOS A HUMANOS

Alfonso García Sevilla

Cualquier estudiante de Ciencia Política, Derecho, Sociología, Historia o carrera afín a las ciencias sociales conoce los orígenes del Estado y su fin primordial de conservar la vida de sus habitantes, la seguridad. De ahí se desprende el uso legítimo de la fuerza pública para la defensa de la nación ante amenazas externas e internas. Nadie puede hacer uso de la fuerza para someter a otro si no es el Estado mismo.

En estos términos, cito la obra de J. J. Rousseau, en “el Contrato Social”, que es fundamento del Estado actual: “cualquier malhechor, atacando el derecho social, se hace por sus maldades rebelde y traidor a la patria; violando sus leyes deja de ser uno de sus miembros; y aun se puede decir que le hace la guerra.

En tal caso la conservación del estado es incompatible con la suya; fuerza es que uno de los dos perezca; y cuando se hace morir al culpable, es menos como ciudadano que como enemigo. El proceso y la sentencia son las pruebas y la declaración de que ha roto el pacto social y de que por consiguiente ya no es un miembro del estado. Mas como ha sido reputado tal, a lo menos por su residencia, se le debe excluir por medio del destierro como infractor del pacto, o por la muerte como enemigo público; pues semejante enemigo no es una persona moral, es un hombre, y en este caso el derecho de la guerra es de matar al vencido.”

Ante ello, reproduzco también lo dicho por el presidente López Obrador, el pasado 15 de febrero, Al inaugurar el cuartel de la Guardia Nacional en el municipio de Tepatitlán de Morelos: “Sin excesos, sin autoritarismo, respetando los derechos humanos, pueden ser los delincuentes hasta familiares, hermanos, primos que se fueron por el camino equivocado de las conductas antisociales”. 

¿Podemos decir que alguien que secuestra, desuella, “pozolea”, decapita, tortura, viola, asesina y descuartiza, cuelga en puentes peatonales a sus víctimas, tiene humanidad en su ser? ¿Pueden estos seres “readaptarse” a la sociedad? Algo es cierto, en nuestro país se han incrementado los casos y la saña con la que actúan los delincuentes. Para muestra un par de botones: el feminicidio de Ingrid Escamilla y el brutal asesinato de la niña de 7 años Fátima, encontrada desmembrada en bolsas de plástico.

¿Es hora de poner en la mesa la pena de muerte contra este tipo de delincuentes? En un país donde la impunidad ronda el 90 por ciento, es imposible poder transitar a una sociedad donde prevalezca la legalidad, el orden y la armonía, sin tomar acciones de igual o mayor magnitud, de la mano con procesos de reeducación y sobre todo, prevención, misma que a los gobernantes no les interesa o no les alcanza la vista, para implementar.

Usted amigo lector ¿qué opina?

Sonic

La veloz no siempre va tan rápido

Ángel Cárdenas/Guadalajara

Directo en la nostalgia, llegó Sonic, el famosísimo erizo azul de SEGA, que durante años nos entretuvo con un sin fin de videojuegos, vivirá su primera aventura en la pantalla grande.

la película incluye tanto acción real como animación creada por computadora todo esto para lograr el mejor aspecto posible. Sonic el erizo con la habilidad de correr a altas velocidades viajara hasta nuestro mundo para poder salvar el suyo.

En su misión no estará solo, su amigo humano Tom Wachowski será quien le apoye para intentar escapar del gobierno que quiere capturarlo, además en su travesía el villano Doctor Ivo Robonik, interpretado de manera magistral por Jim Carrey, también hará lo posible por derrotarlo.

Clasificación: 10 Años en adelante

Duración: 1h 39min

Estreno: 14 de febrero 2020

Vaya dato perturbador: Luisito Comunica el famoso youtuber fue el encargado de darle voz al personaje en toda Latinoamérica.

Un Cambio más rápido que Sonic: El diseño que podemos ver en la película del erizo no es el original si no un rediseño en base a las críticas negativas que se tuvieron cuando salieron los primeros promocionales.

Sus inicios: Naoto Ohshima, Yuji Naka y Hirokazu Yasuhara son los creadores del personaje que se volvió un icono en SEGA.

¡Chapulines y se ofenden!

Hace días un comentario en redes sociales me dio para un análisis un poco más detallado sobre los chapulines. Sí, sobre aquellos rostros que hemos visto figurar en casi todos los partidos políticos y aunque en resumidas cuentas sabemos que se debe al interés del “hueso” y el enriquecimiento, me nació el interés de compartirles la incongruencia vergonzosa con la que brincan de un lado a otro.

Suponemos entonces que cada partido político tiene una derecha o una izquierda y que cada uno tiene principios peculiares.

Yo apostaba en mi publicación a la educación y a la necesidad de tener gobernantes preparados que comprendieran que en el municipio ese tema es terrible y está en abandono. Lo qué enseguida disgustó algunas personas militantes de un partido de izquierda, entonces indagué hasta comprender que la mayoría de los chapulines no tienen idea alguna de lo que refiere su posición, ni los principios de su partido.

Me encontré con comentarios basados principios religiosos, doble moral y que incluso se mencionaba que el éxito refería a una posición económica donde la educación académica no era necesaria. Cómo habrán de saber algunos soy de profesión filósofa y eso me hubiera dado mucho material para iniciar un debate que por evidentes razones consideré en desventaja e innecesario.

Lo que sí pude rescatar fue la intención de entablar con más saltarines ese tema y efectivamente me encontré con las mismas contradicciones.
En el municipio los viejos partidos políticos no representan principios, no representan nada más que una cortina de hipocresía en la que saltan de un lado a otro con la pretensión de salvar el privilegio. No se aferran a la ideología que profesan. Un día son una derecha conservadora y otro día son una izquierda revolucionaria. Incluso podemos decir que Tlajomulco dio vida a una nueva ideología.

Aquí son “conservadores cerdos capitalistas de izquierda” siempre y cuando convenga.

Me gustaría recomendarles que reflexionemos sobre todos esos rostros incongruentes, que hoy serán de limón, que parece de piña y sabe amargo. Porque presunción de buenas acciones veremos como cada elección.
¿Quienes son?
¿Qué hacen?
¿Cuáles su profesión?
¿De verdad representan los ideales de su partido?

Porque cuando se ha andado de partido en partido lo cierto es que no se tiene una ideología fija y por lo tanto la argumentación de la buena voluntad no es más que una excusa y método de manipulación sobre valorada. “El que cree que la educación es cara no sabe lo que cuesta la ignorancia”

El Poder y la Soberbia

Tiempo de contar…

“La soberbia es una discapacidad que suele afectar a infelices mortales que se encuentran de golpe con una miserable cuota de poder”. -José de San Martín-

Quirino Velázquez

Aquiles creía que era hijo de Zeus. Pero no lo era. Aquiles creía que era todopoderoso. Pero no lo era. Aquiles creía que era invencible e inmortal. Pero no lo era. Muchos hombres, particularmente los que se dedican a la política, de todos los tiempos han creído que son como Aquiles. Pero no lo son. Esa patología la han llamado el Síndrome de Aquiles. También se le ha conocido como mareo de altura o alpinismo de ladrillo.

En la historia inacabada de la política, el poder y la soberbia o la soberbia y el poder, se acompañan dando lugar a gobernantes que, alimentándose de ambos factores, pierden el horizonte de su condición transitoria y llegan a creer que nunca dejaran el cargo y hasta inmortales se creen. Son muchos los casos en que por accidente o sin accidente alguien deviene en gobernante, se instaura en el poder con un discurso de humildad y de servicio para terminar erigiéndose en sátrapa devorador de los dineros de su propio pueblo. Mucho de ello tiene que ver con la creencia de la eternidad y de que nunca menguará su poder.

Un ejemplo de la mezcla de esa soberbia con el poder lo dio Napoleón Bonaparte cuando logró que el Papa fuese de Roma a París especialmente para coronarlo en la catedral de Notre Dame. Pero en la ceremonia Napoleón tomó la corona en sus manos y se coronó él mismo con los símbolos imperiales frente al Papa, mostrando así una mezcla de poder y soberbia para destacarse por encima de todos los ahí presentes, incluido, desde luego, el representante de Dios en la Tierra.

La actitud que mostro Napoleón es una mezcla de prepotencia, orgullo, presunción, jactancia, vanidad y desde luego la esencia del soberbio: un gran deseo de estar por encima de los demás. El comportamiento de Napoleón me ha tocado verlo en muchos políticos, que tras un tiempo de haber recibido el poder parece que se transforman y se llenan de soberbia.

Les cuento que alguna vez (cuando aún no había reelección) un presidente municipal de Tlajomulco me preguntó cuál debería ser el mejor año de su trienio. Sin la menor duda, le contesté que el cuarto año. Me fijó su mirada y esbozó una sonrisa fingida cómo si hubiera oído un chiste malo. Y es que, en el fondo, no me creyó.

En aquella ocasión, el presidente municipal me vio con desdén y no como lo que era, y sigo siendo, un aprendiz de la política, pero realista. Ese presidente se dedicó, por completo, tan sólo a su presente. Sin embargo, hoy está convencido de que no le habrá de alcanzar su futuro para pagar todo lo que le quieren cobrar. No lo aprecian, no lo emulan y no lo respetan. Me duele mucho haber acertado.

Hubiera querido decirle al presidente que los tres años deberían ser la siembra de una cosecha final. Que, si así lo hiciera, el cuarto año sería aquel en el que más lo apreciaran, más lo emularan y más lo respetaran. El año en que lo extrañaran y en el que lo presumieran. El año en el que, ya no siendo funcionario, todos se sintieran orgullosos de su amistad, de su presencia o de su compañía.

Ahora bien, se afirma que el poder hace a la esencia de la vida política, implicando una relación de mando y obediencia. Tener poder es la posibilidad de producir consecuencias intencionalmente en otro u otros, a través de ciertos medios físicos o ideales. El poder político siempre se desarrolla entre seres humanos. El poder es una energía que logra la obediencia por medio de promesas de premios o amenazas de castigos. También se afirma que el poder, particularmente el poder político, es mágico, magnético, obsesionante, adictivo, envicia y puede ser fatal si no se sabe manejar, o mejor dicho controlar.

Es sabido que cuando el poder pierde el sentido de servir y el poderoso lo utiliza para servirse de los demás se convierte en un hombre soberbio que no escucha, únicamente acepta la adulación más no la crítica que le hacen ver sus errores. La adulación es parte de la vida del poderoso que pierde el piso y se sube al ladrillo, cuando la soberbia se apodera de la política se pierde la política como vocación de servicio. En el ejercicio del poder sobran los aduladores y los conversos radicalizados.

Decía Tomas de Aquino que “Sólo la soberbia y la envidia son pecados puramente espirituales, que pueden competer a los demonios”. Por su parte, Ramiro de Maeztu expresaba que el pecado del diablo es la soberbia, no porque sea muy malo, sino porque se cree muy bueno. De allí se deriva un poder putativo (que es considerado como propio o legítimo sin serlo). Si yo soy bueno, entonces soy superior y todos deben obedecerme. De la imaginaria bondad se pasa al sofisma de la prepotencia. Robespierre llegó a tener la soberbia de creer en su humildad, porque no se consideraba un hombre superior sino, tan sólo, un “Dios” menor. Otro tanto tiene que ver con la ilusión de la omnipotencia.

También la desmesura suele manifestarse en la borrachera del ejercicio del poder. Ese fenómeno se expresa en el viejo aforismo referido por Ángeles Mastretta: “El poder ofusca a los inteligentes y a los pendejos los vuelve locos”.

No tengo la menor duda, porque la historia así lo dice y además porque lo he visto, que el poder marea a los políticos inteligentes, pero, a los “pendejos”, los enloquece, la soberbia es un signo inequívoco de este mal. tal como diría el general jalisciense Marcelino García Barragán que nos dejó muchas lecciones de honor y de sabiduría.

La “soberbia política” es muy fácilmente diagnosticable toda vez que el gobernante presenta los siguientes síntomas: es egocéntrico; muestra una confianza desmedida en sí mismo; es imprudente; se siente superior a los demás; le otorga una desmedida importancia a su imagen; ostenta sus lujos; es excéntrico; se preocupa porque sus rivales sean vencidos a costa de cualquier cosa; no escucha a los demás; es monotemático; se siente iluminado y aunque falle, no lo reconoce.

En este camino, muchos pensadores opinan que se debe volver a recuperar una virtud (y una actitud) que la declinante política parecía haber olvidado: la humildad. Ese es el antídoto para combatir la soberbia. Por lo tanto, el político debe admitir sus errores y asumir su responsabilidad. Debe evitar aparentar ante los demás que lo sabe todo y, en consecuencia, debe aprender a decir con humildad “no lo sé”.

Lamentablemente la experiencia ajena nunca es extrapolable y menos aún sirve de guía para quien desde el poder cree que lo puede todo y contra todos. Cuando aquel político se dé cuenta de la realidad será tarde y le pasará quizás, metafóricamente hablando, lo mismo que le aconteció al héroe de la guerra de Troya (Aquiles). Aquiles creía que era hijo de Zeus. Pero no lo era. Aquiles creía que era todopoderoso. Pero no lo era. Aquiles creía que era invencible e inmortal. Pero no lo era.

Finalizo con la innegable la frase del militar y político rioplatense y uno de los libertadores de Argentina, Chile y Perú, José Francisco de San Martín y Matorras: “La soberbia es una discapacidad que suele afectar a infelices mortales que se encuentran de golpe con una miserable cuota de poder”.

A %d blogueros les gusta esto: