Joven tlajomulquense destaca en torneo de robótica en China

Por Perla Gómez

Martes 13 de agosto de 2019

A falta de apoyo en su escuela, Erick Tapia costeó su propio viaje, y con su compañera, ganó el segundo lugar al construir un robot autónomo

Erick Rubén Tapia Navarro vive en Valle Dorado, estudia Ingeniería en Electrónica y el mes pasado llegó a la ciudad Conghua, Guangdong China para participar en el RoboRave Internacional 2019, competencia de robótica en la que, con su compañera, se llevó el segundo lugar en la categoría SumoBot.
Él y Sofía Leesu Ochoa –estudiante de preparatoria que vive en Zapopan–, tuvieron que diseñar, construir y programar un robot para combatir contra dos contrincantes que también se encontraban en el área circular, contando con sensores de luz y sensores de proximidad. Estos debían ser totalmente autónomos.
El camino no fue fácil, la universidad de Erick no lo apoyó, por eso prefiere no mencionarla, en cambio el Instituto de Alternativas para los Jóvenes de Tlajomulco (Indajo) sí le ayudó, aun así, él tuvo que costear el viaje a Asia.
Ya allá, tanto él como Leesu, en su equipo llamado PANDA, vivieron toda una experiencia. “Tuve muchas dificultades al poder dialogar con los diferentes equipos y al encontrarnos en un torneo internacional se espera que la mayoría de los equipos hablen el idioma inglés, pero en ocasiones los mismos jueces no lo hablaban”, cuenta.
A pesar de esto, lograron destacar en un país que, consideran, les llevaba ventaja.
“Trabajamos muy duro en nuestro robot sabíamos que teníamos una dura competencia dónde el País sede tiene la ventaja por la cantidad de equipos registrados, así como robots altamente equipados, pero siempre he notado que como mexicanos tenemos gran impacto por nuestras facciones y también por nuestra inteligencia”, dice Erick.
Así, durante tres días, fueron ganando varios encuentros, hasta que llegaron a los primeros ocho. Entonces se jugaron la final, contra chicos de 8 a 10 años que se llevaron el primer lugar, pero Erick afirma que “nosotros también lo fuimos”.
Por su parte, Sofía destaca cómo trabajaron arduamente desde antes para poder dar lo mejor de sí en RoboRave, y cómo durante el torneo enfrentaron varios obstáculos –como cambio de reglas o el idioma-, que finalmente superaron y los llevó a ocupar el segundo puesto.
La experiencia también les dio oportunidad de convivir con competidores de todo el mundo y conocer nuevas culturas. Ahora Erick ya se encuentra en Tlajomulco de nuevo y continúa estudiando y preparándose para seguir poniendo el nombre de esta demarcación, Jalisco y México, en alto.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: