“Yo era un Nini Pachuco, ahora voy a ser abogado millennial”

Por Aarón Estrada

Don Antonio Mora Rosas, de 80 años de edad, es egresado del bachillerato en la Preparatoria Regional de Tlajomulco en la modalidad BGAI (semiescolarizado)



 

don toño estudiante mayor (1)Es un preparatoriano nacido en 1938, lúcido, sonriente a pie, de 2016 a la fecha fue el estudiante icono de la Preparatoria Regional de Tlajomulco, es don Antonio Mora Rosas, quien a sus 80 años de edad ha concluido sus estudios de educación media superior, quien con orgullo dice: “soy estudiante y universitario”.
Originario de Orizaba, Veracruz, en sus tiempos de estudiar bachillerato con los de su generación, don Antonio, se dedicó a hacer su juventud alejado de las aulas, se describe como “Un Nini pachuco, del mambo… eran otros tiempos, vivía en la Ciudad de México, teníamos el negocio de una tortillería, nos fue bastante bien, de eso di sustento a mi familia, hasta que nos hicimos grandes y nos venimos a vivir acá (Tlajomulco), y no tengo pensión, ni jubilación, me mantengo del dinero que me manda mi hija que se quedó con la casa en la Ciudad de México y de la ayuda que me da el gobierno”.
Pasaron 65 años, para que Antonio regresará a una aula, en ese trayecto aprendió de todo, conoció incluso a Fernando Vallejo, escritor colombiano que lo acercó a la literatura, recuerda que fue en los años 80´s en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, cuando conoció al autor de Los 101 mitos de la Biblia, obra que le recomendó, desde entonces fortaleció su gusto por las letras y la enseñanza.
“Fueron 65 años sin estar en un salón, ya se me habían olvidado hasta las tablas, me ha hecho muy bien estar aquí, me siento otra persona, más libre, descargado del precio de la ignorancia, me siento muy bien con los chavos que me han brindado su apoyo y amistad”, refiere.
Él es estudiante egresado del Bachillerato General por Áreas Interdisciplinaria (BGAI) en la Preparatoria Regional de Tlajomulco, a sus 78 años acudió a inscribir a una nieta a ese sistema, al ver que decenas de adultos, también realizaban el trámite para estudiar su bachillerato, Don Antonio preguntó, si él también podría estudiar, a lo que le respondieron con un sí. La plataforma del Sistema de Educación Media Superior (SEMS) de la Universidad de Guadalajara aprobó su registro y comenzó clases un sábado de octubre de 2016.
“Vivo en La Noria, tengo ocho años viviendo aquí, estuve en el Cobaej, me fue mal, porque me fue mal con un profesor, pero decidí entrar aquí y me ha ido muy bien, ahora tengo un promedio de 81.75, me faltan calificaciones por conocer y creo subirá mi promedio”, refirió

don toño estudiante mayor (3)

-¿Cómo ha sido estudiar para usted en la época de las nuevas tecnologías, teléfonos inteligentes y que todo se hace de manera digital?

-Este ha sido un cambio que me ha pegado, yo nunca había usado una computadora, ni teléfonos celulares, ahora que tengo calificaciones iré a buscar cursos de computación, porque voy a seguir estudiando.

-¿Cuáles fueron sus materias favoritas?

-Todas las materias me gustaron, matemáticas sí pude, saque 87, he tenido calificaciones de 100, en varias materias, saque unos 60, 70, cuando iba empezando, mientras le agarraba el rollo a esto, ya después le entendí y comencé a subir de calificación. Pero todas las materias me gustaron.

-¿Qué va ser ahora que tenga su título de bachillerato?

-Seguir estudiando, voy a estudiar derecho, me gusta mucho el derecho penal, constitucional e internacional, aquí mismo voy a estudiar la carrera, en la Preparatoria, ya hice tramites, para empezar, el próximo semestre. Ahora sí como dicen, quiero ser abogado, de esos que dicen generación millennial.

-¿Qué recomendaría a los “NINIS”, que no quieren estudiar?

-Que estudien, que se animen, porque un pueblo estudiado tienen una vida mejor, pero un pueblo que no estudia es un pueblo oprimido.

¿Nunca es tarde para estudiar?

Claro que no. Nunca es tarde para estudiar. Yo lo vi en mi persona, entré aquí sin saber nada y ahora ya. No me arrepiento de no haberlo hecho en otro tiempo. Yo en mis tiempos me dedicaba a la pachanga, era pachucho, era un Nini pachuco, en la época del mambo, era peón albañil. Que importaba estudiar, estuve en el ejército, no podía, eran trabajos de noche, nunca pude, hasta ahora.

-¿Ahora cómo se describe?

Yo soy Antonio Mora Rosas, soy de 1938, a la fecha tengo 80 años, soy estudiante y orgullosamente de la UdeG.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: