Aparecen daños en avenida Río de Janeiro

Por Noemí Figueroa

Escurrimientos de aguas residuales y baches, opacan la nueva imagen de dicha vialidad en Chulavista



La avenida Río de Janeiro en el fraccionamiento Chulavista, presenta socavones en su recién remodelada cinta asfáltica, que ha comenzado a causar críticas y quejas entre vecinos.
Durante años, esta vialidad que tiene cerca de tres kilómetros de largo, permaneció en deplorables condiciones y con un cauce a cielo abierto que ante la falta de barandas de protección, dio origen a una serie de accidentes automovilísticos que terminaron volcados al interior de dicho canal.
Recientemente la imagen de esta vía, se vio beneficiada con la ejecución de una serie de obras que brindan una mejor vista de la zona.
Entre estas destaca la construcción de un parque recreativo que cuenta con canchas de basquetbol y un pequeño auditorio, además de la sustitución de la cinta asfáltica así como de barandales de acero que circundan y protegen el canal de aguas pluviales.

9168031b-b3b8-4b27-a536-89c0d3a52db6

Sin embargo, desde hace algunos días, vecinos y comerciantes principalmente, han denunciado la aparición de socavones y el robo de tapaderas de algunas alcantarillas de avenida Río de Janeiro, a las que piden al Gobierno Municipal apoyo para reparar “antes de que la zona se ponga fea otra vez, sabemos el vandalismo que hay aquí, pero entre las lluvias que dejan baches y los robos, aparecieron las primeras fechorías, ojalá que no dejen decaer lo que ya avanzaron”, expusieron vecinos de Chulavista.
Algunos de los socavones que han aparecido en esta zona, más de allá del temporal de lluvias, son adjudicados a los escurrimientos de agua que proceden de las calles de la etapa 3, en la que constantemente se registran fugas de aguas residuales que corren hacia el canal de avenida Río de Janeiro.
Lo anterior termina por afectar de manera directa a los comerciantes que cada viernes se instalan en dicha avenida, pues trabajar entre aguas residuales, se convierte en foco de infección latente.
“Imagínate los que venden comida, es antihigiénico y además con los baches que hay aquí, no pueden instalarse bien, creo que al hacer sus obras no previeron esas fallas que hay dentro de la etapa, ojalá que nos tomen en cuenta”, finalizó Diana Hernández, vecina de la zona y usuaria del centro multidisciplinario del valle, ubicado a escasos metros del lugar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s