Aparecen grietas en departamentos nuevos

3_2.jpg

Se trata de la unidad habitacional denominada Las Trojes, donde las cuarteaduras ya alcanzaron hasta los dos centímetros

Por Noemí Figueroa

Fragmentaciones dentro y fuera de sus viviendas que no tienen más de tres años de haber sido construidas, es lo que ha comenzado a alarmar a vecinos del fraccionamiento Las Trojes, ubicado al interior del fraccionamiento Lomas del Sur.

Martha González es vecina del fraccionamiento Las Trojes desde hace poco menos de seis meses, patrimonio que adquirió a través de un crédito de Infonavit, lo cual significa que el ingreso económico a su hogar será menor durante algunos años, sin embargo la aparición de agrietamientos en su casa, le ha causado alerta.

Un día que estaba barriendo, me di cuenta de que el edificio se veía cuarteado, seguí la línea y note que llega la misma grieta hasta mi cuarto (…) tengo mucho pendiente porque la cuarteadura cada vez se nota más y ya aparecieron otras en las escaleras y no soy la única vecina con esta situación”, describió la mujer, vecina de la calle Pensamiento.

Las Trojes es un fraccionamiento en el que habitan cientos de familias y que en su mayoría está compuesto por edificios de tres pisos, por lo que la aparición de cuarteaduras en escaleras principalmente y dentro de algunas fincas, comienza a alertar a los habitantes, que incluso han expuesto la situación a la inmobiliaria Trovit, responsable de fraccionar Las Trojes.

“Ya hablamos con la gente que está a la entrada en el área de ventas de aquí del fraccionamiento y dijeron que nos pueden ayudar a reparar, pero de nada servirá porque con tapar las grietas, no se soluciona el problema, queremos que vengan, que revisen las viviendas y las valoren, porque no podemos vivir a gusto así” expusieron los vecinos afectados.

La existencia de grietas con más de dos centímetros en escaleras y paredes de algunas fincas de Las Trojes y que las mismas continúen creciendo y apareciendo en gran parte de los edificios que componen esta unidad habitacional, es un tema con frecuencia es denunciado por habitantes de nuevos fraccionamientos en el Municipio.

Situación similar se presentó hace un par de años con habitantes del fraccionamiento Arvento, ubicado frente a la delegación de Cajititlán, unidad habitacional donde las fragmentaciones en edificios terminaron por separarlos notoriamente, por lo que algunos propietarios fueron reubicados.

Mientras que al interior del fraccionamiento Colinas del Roble, a metros de la clínica 180, la inmobiliaria se vio obligada a derrumbar una etapa completa de viviendas de un solo piso, ante la aparición de enormes grietas que demostraron que el lugar en el que fueron construidas, no era el adecuado y por tanto la integridad física de los residentes se encontraba de por medio, situación que podría replicarse con vecinos de Las Trojes.

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: