¿Dónde están los maestros y la reforma de Peña?

IMG_1364.jpg

Columna de Opinión por Aarón Estrada

Tlajomulco ha sufrido los estragos de la reforma educativa. Esta semana, fue la primera prueba del daño que ha causado, la aplicación de esas “mejoras” en la educación pública de México, en por lo menos cuatro planteles, de igual número de colonias y poblaciones.

La realidad que viven los padres de familia en Oaxaca, se acercó por unos momentos a Tlajomulco. Donde reclamaron en distintas ocasiones y días, la ausencia de profesores en las aulas para sus hijos, protesta que derivó en bloqueos momentáneos en avenidas como Circuito Sur y Concepción del Valle. La pregunta fue ¿Dónde se fueron los maestros?

Hay egresados de escuelas normales en lista de espera por una plaza, decenas de docentes que exigen un espacio para impartir clases. Con la denominada reforma educativa, se supone que aplicaron exámenes de oposición para darle un espacio a los maestros, en distintos planteles, plazas y grupos, según su capacidad de conocimiento. La Secretaría de Educación Jalisco (SEJ) presumió que la mayoría de los convocados participaron en esos exámenes para lograr un lugar en las aulas, que fueron más de lo esperado. ¿Pero entonces, a dónde se fueron esos maestros?

Si la SEJ presume que en Jalisco no hay problemas de paros de clases como en otras entidades del sureste mexicano, o por culpa de la disidencia, aquí no hay forma y excusa de echarle la culpa a maestros que alzan la voz por sus derechos laborales. Entonces, todo indica que la culpa de estos paros de clases en el inicio del presente ciclo escolar, es por culpa de la Secretaría. ¿Cómo que no hubo clases en algunas aulas?

Por otra parte, se logró en este año disminuir el número de niños sin cupo en las aulas del Municipio, a raíz de un mejor sistema de ajuste en las aulas -al menos así lo presume la SEJ-, pero, en lo que no se dio reajustes fue en los maestros, falló de nueva cuenta la autoridad estatal.

O no aplicaron bien esos exámenes para dar plaza a los maestros, o no entienden la reforma, o hay “cochupos”, para asignar maestros a las aulas.

No hay de otra, la responsabilidad de la Secretaría de Educación Jalisco (SEJ) otra vez no cumplió, ellos están siendo el obstáculo, aquí no se necesitó a la CNTE o maestros disidentes, sino a la burocracia longeva de una secretaria, que echando la culpa de todo lo que pasa en sus aulas de Tlajomulco, le echa la culpa al Gobierno Municipal, por aprobar tantos fraccionamientos desde hace años, que porque no hay agua, no hay camiones, ni servicios, etcétera, etcétera, etcéteras.

Aunque en algunas puntos el Ayuntamiento de Tlajomulco lleva su culpa en esto, sobre todo en las anteriores administraciones. Echarse la bolita en un tema tan crucial como la educación básica, habla de políticos nefastos e ineptos para el desempeño de su cargo.

Pero no sólo en estas escuelas faltan maestros en las aulas, hay muchas más, pero los padres de familia por temor a represalias internas o por falta de organización, no han protestado al respecto. Pero todo indica que habrá más protestas de padres de familia, porque la incapacidad de la SEJ de resolver esta situación de manera oportuna, salta a la vista.

En esta semana quedó más que claro una sola cosa, la reforma educativa, ya nos pegó en Tlajomulco y aún falta lo que falta, a todavía dos años más de este sexenio.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: