Primeros 2 meses de la Fiscalía Ambiental se han ido en trabajo de “escritorio”

27742126602_0701277e54_oEn 60 días sólo se han hecho inspecciones a la planta de traslado de CAABSA EAGLE y el vertedero Los Laureles

Por Aarón Estrada

Durante los primeros dos meses de vida de la Fiscalía Ambiental de Tlajomulco, el trabajo en esta dependencia ha sido más de escritorio, que de acciones contra actores y empresas contaminantes de los diversos ecosistemas asentados en el municipio ladrillero, aunque se han realizado inspecciones a zona de frágil equilibrio ecológico.

Gilberto Villalpando Peña, Fiscal Ambiental de Tlajomulco ingreso en funciones el 22 de junio pasado, con la encomienda de ser “Una fiscalía de investigación, de salir al campo, no de escritorio, nos enfocaremos en establecer medidas especificas de forma detallada y puntual, por la biodiversidad para una población sana», prometió en ese entonces.

Han transcurrido 60 días, donde el Fiscal Ambiental de Tlajomulco ha centrado su trabajo en la instrumentación de mecanismos normativos, definción de la parte administrativa y el plan estratégico que llevará esa dependencia en los próximos dos años, indicó Villalpando Piña.

La principal de estas labores ha sido un diagnostico general de las condiciones ambientales del municipio, su análisis a los instrumentos jurídicos del Programa de Ordenamiento Territorial del Área Metropolitana de Guadalajara (POTmet) y del municipal Programa de Ordenamiento Ecológico Local (POEL) de Tlajomulco de Zúñiga. Asimismo realizado acuerdos con la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) para establecer vínculos de inspección en la localidad.

En ese mismo periodo se han acercado con universidades públicas para sumar esfuerzos de colaboración en la materia, a la par, de hacer visitas al interior de empresas asentadas en el municpio para conocer su infraestructura y cómo es que afrontan su papel en materia de cuidado ambiental, saneamiento de aguas y contaminación atmosferica.

“Estamos trabajando en toda la estructura, avance y generación institucional, aún no se han dado procedimientos administrativos contra empresas. Lo que hemos hecho, es visitar a empresas para conocer su infraestructura, y que cumpla con normas ambientales”, destacó.

Villalpando Piña precisó que entre junio a agosto, se han dado inspecciones a la planta de traslado de residuos sólidos La Cajiolta, así como al vertedero Los Laureles, para conocer si la empresa concesionada para la recolección de basura en el municipio, cumplen con las normas establecidas para el manejo y disposición final de residuos sólidos.IMG_1043

“Hemos revisado y trabajado de la mano con el director de Aseo Público, para detectar las deficiencias en el manejo de residuos sólidos, el buen juez por su casa empieza, por eso hemos iniciado con estas inspecciones”, destacó.

Por el momento la Fiscalía Ambiental de Tlajomulco cuenta con dos inspectores, sin embargo, están en la revisión de 12 perfiles profesionales para sumarlos a esa área, la cual deberá quedar integrada en diciembre próximo.

Para la denuncia ciudadana, esta dependencia ha cread un formato de atención, para que cualquier queja interpuesta por la ciudadana sobre presunto daño ambiental, se de una respuesta en un periodo de 15 días por queja y en caso de que sea competencia estatal y federal, se informar en un plazo de 5 días al denunciante, informó Villalpando.

No obstante, el Fiscal reconoció que aún esta pendiente la designación de un espacio adecuado para esa dependencia, la adquisición de mayor equipo, la designación de una partida especial para desarrollar sus programas operativos anuales para el próximo año.

El Comité de Evaluación y Seguimiento de Medio Ambiente y Ecología, conformado por investigadores y académicos especializados en la materia de distintas partes del país, será el encargado de evaluar de manera colegiada las funciones que en estos primeros dos meses ha desempeñado la Fiscalía Ambiental de Tlajomulco, primera evaluación que aún no ha sido levantada por ese órgano académico.

Hacen de predio rural basurero clandestino 

En tanto, en distintas partes del municipio continúan casos de contaminación, sin que sean atendidos por alguna autoridad. Es el caso, de un predio ubicado sobre camino antiguo basurero municipal, La Rosita, donde arrojan desechos sólidos al parecer industriales desde hace varios meses.IMG_1042

El sábado 20 de agosto pasado, en ese predio rural -a unos 200 metros del antiguo vertedero municipal La Rosita- se reportó un incendió, el cual pertenecía a esos desechos sólidos industriales, que fueron prendidos por sujetos sin identificar, sin embargo, el fuego se prolongo por aproximadamente una hora, sin que ninguna autoridad lo atendiera, a pesar de que vecinos del lugar, lo reportaron a Protección Civil y Bomberos de Tlajomulco.

Los vecinos colindantes con ese predio rural, han referido que desde hace meses, camiones de carga particulares, han agarrado ese predio como basurero clandestino, sin que alguna autoridad intervenga para clausurar el espacio y sancionar a quienes dejan esos desechos en el sitio.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: