Con popochas de Cajititlán producirán 1,500 toneladas de abono orgánico para campos de cultivo

DSC_1446El fertilizante elaborado con el pez, se regará en 150 hectáreas de producción de maíz

Por Aarón Estrada

Las 200 toneladas de popochas que sacaron muertas de la laguna de Cajititlán en 2014, para este año esa misma cantidad será extraída viva, pero será utilizada para la elaboración Mil 500 toneladas de abono orgánico,  la cuales serán regada en 150 hectáreas de cultivos de maíz en Tlajomulco de Zúñiga.

En las últimas semanas se han extraído las primeras 50 toneladas de popochas, las cuales han ingresado a la planta de composteo que el gobierno de Tlajomulco, puso en marcha de manera provisional en un predio particular cercano a la laguna de Cajititlán.

Pescadores de las cuatro uniones de los pueblos de la ribera de Cajititlán, son quienes se han sumado a las tareas de extracción de popochas vivas, con redes especiales, en distintos puntos de la laguna. Un vez que la extraen, estos peces, son enviados a la planta de composteo, donde se mezcla con otros desechos orgánicos, en distintas camas, donde se mezcla con bacterias en insumos para así producirse de manera natural el fertilizante orgánico, explicó Miguel León Corrales, director de Gestión Ambiental, Cambio Climático y Sustentabilidad del Gobierno de Tlajomulco.

«La composta que produciremos este año, se irá para 26 productores de maíz, donde les daremos un vale gratuito  para 10 toneladas de esta composta orgánica por cada hectárea de cultivo, se trata de 150 hectáreas las que estaremos colocando este fertilizante», detalló León Corrales.

La extracción de popochas de la laguna para la elaboración de este abonó concluirá en agosto próximo, fecha en la que debería de haber extraído cerca de 200 toneladas de este pez vivo, no obstante la elaboración de composta continuará hasta octubre próximo, explicó el funcionario municipal.DSC_1418

En la demostración de esta planta de composteo, el presidente de Tlajomulco, Alberto Urbe Camacho exhortó a los productores de maíz del municipio apostarle a los fertilizantes y abonos orgánicos, proceso natural que garantiza una mayor y mejor producción de sus cultivos.

«La mortandad de popochas de 2014 y 2015 que se tuvo en la laguna, se debió al incremento de nitratos y otras sustancias procedentes de los fertilizantes químicos que se riegan en campos de cultivos colindantes con la laguna, que durante las aguas llegaron hasta embalse y ocasionaron esa muerte, por se debe de cambiar a la agricultura orgánica, para evitar que se repita ese suceso», matizó el alcalde.

Para el proyecto de elaboración de composta el gobierno de Tlajomulco invirtió cinco millones 600 mil pesos, en compra de equipamiento, tractor, molino de composteo, bacterias e insumos.

La planta oficial de elaboración de composta se ubicará en el predio La Guancha, en la Cabecera Municipal, la cual se pondrá en marcha a partir de 2017, donde se pretende producir 6 ml toneladas de abono orgánico al año.

León Corrales destacó que la fábrica de composta a base de popocha, es parte del proyecto integral de saneamiento de la laguna de Cajititlán que pone en marcha el gobierno de Tlajomulco.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: